El poder de la mica

Además de dar color, brillo y luminosidad a tu piel, ¿la mica es segura para la salud?

En el mundo del maquillaje, la mica es utilizada por su precioso color y brillo, convirtiéndose  en un elemento idóneo para los iluminadores, polvos bronceadores, fondo de maquillaje y sombras. Sin ir más lejos, en latín significa “migaja”, y probablemente influenciada por la palabra micare  “brillar”.

La mica es un mineral perteneciente a un grupo de silicatos de alúmina, hierro, calcio, magnesio y minerales alcalinos caracterizada por su fácil exfoliación en delgadas láminas flexibles, muy brillantes y friables, es decir, se desmenuza en un polvo muy fino.

Según su composición hay mica blanca, -rica en álacalis y usada en cosmética- y mica negra. Además dependiendo del mineral que las acompañen, tendrán diferentes tonalidades, permitiendo generar una paleta de colores bastante interesante.

Las muestras rupestres indígenas nos enseñan que ya en aquella época la mica era valorada como potente colorante natural y de fácil síntesis. Sin embargo, fue Cleopatra y su audaz estilo de maquillaje que le hizo popular en el mundo de la belleza.

Una cuestión de precaución

Actualmente, hay controversia sobre su uso, su explotación  y la seguridad para la salud. El principal  peligro de la mica es que al ser utilizada en polvo suelto,  corre el riesgo de ser inhalado accidentalmente, pero para que así suceda deben ser grandes cantidades de polvo y en un tiempo prolongado.

Su explotación también ha sido punto en la mira en cuanto a derechos humanos se refiere. India cuenta con el 75% de la producción mundial de mica, lo que ha llevado a que se suscite una explotación de minas de manera ilegal y, sobretodo, del abuso laboral infantil.

Esta es una de las grandes razones por las que se desperfila el uso de este mineral, sin embargo, India no es el único punto en el mapa donde conseguir esta brillantina. Canadá, Estados Unidos y Corea del Sur también tiene yacimientos de este mineral luminoso y con una explotación más segura y legal. Es por eso, que en el laboratorio de Aina de Mô trabajamos con la filosofía del comercio ético y nuestras micas son provenientes de alas minas de Corea del Sur.

Con certificación ECO

También debemos tener en cuenta el tamaño de las partículas de mica. Este mineral no debe atravesar la barrera cutánea, a no ser que se convierta en nanopartículas en cuyo caso, de forma obligatoria, tiene que ser indicado en el INCI del maquillaje con el nombre de NANO entre paréntesis. Si es así, no lo compres, pues estas pequeñas partículas pueden sobrepasar la barrera de la piel.

Por otra parte, los residuos que provocan la extracción de dicho mineral, dejan bastante cantidad de metales pesados, es por ello que si escoges este tipo de coloración, te recomiendo que prefieras las con certificación BIO o ECO. De esta manera, te aseguras que la mica es limpia y que su pasteurización fue hecha a través de calor, no irradiación.

Siempre hago hincapié a que lean los INCI de los maquillajes y cosmética en general, la mica en este caso aparece con la sigla CI, los números posteriores es la clasificación del color.

por Carolina Burgueño